Publicado el

Los ojos dan mucho que hablar

Letras

Hoy vamos a cambiar un poco la temática habitual y alejarnos de la idea de ojo como órgano de la visión. Porque más allá de permitirnos ver el mundo, los ojos también nos ayudan a describirlo. Es aquí donde aparecen las expresiones idiomáticas, unas secuencias de palabras que usamos sin darnos cuenta en nuestro día a día y en las que los ojos tienen mucho que decir.

Expresiones idiomáticas

Las expresiones idiomáticas son secuencias de palabras cuyo significado no se desprende de la interpretación literal e individual de sus componentes. Por ejemplo, cuando decimos “dar gato por liebre” no solemos referirnos a cambiar nuestra mascota por otra, sino para hablar de un engaño. Las expresiones idiomáticas las utilizamos todos los días y muchas de ellas emplean la palabra “ojo” en su construcción, como veremos a continuación.

Expresiones con “ojo”

Comerse con los ojos Cuando decimos esto es que deseamos mucho algo o a alguien. No significa literalmente que lo vayamos a degustar. O sí.

En un abrir y cerrar de ojos ¿Cuánto tardas en pestañear? Pues eso, algo que sucede muy rápido.

No pegar ojo Cuando dormimos mucho y bien es natural levantarse con los párpados algo pegados debido a las lágrimas segregadas durante la noche. Cuando no hemos logrado dormir bien se dice justo lo contrario, que no hemos pegado ojo. Tiene sentido, ¿no?

Ser el ojo derecho de alguien No tenemos muy claro por qué alguien puede tener preferencia por su ojo derecho en lugar del izquierdo. A nosotros nos parecen ambos igual de valiosos. Pero esta expresión se utiliza cuando una persona es el favorito y goza de la estima de alguien.

Tener ojos de lince Esta es fácil. Los linces son unos felinos que ven las criaturitas que cazan con una facilidad y agudeza que da gusto. El que tiene ojos de lince ve igual que Legolas a los orcos que se aproximan a doscientos kilómetros de distancia.

Ojo por ojo y diente por diente Frase típica de aquel que no gestiona bien la ira y es amigo de las vendettas. Probablemente acabe ciego y desdentado.

Andar con ojo Ir con cuidado. Estar atento. Por si te encuentras con el tipo de la expresión anterior.

Costar algo un ojo de la cara Ésta casi que la podríamos interpretar literalmente. Nos referimos a algo que es tan caro que si pagamos su precio nos dolería tanto como si nos arrancaran un globo ocular.

¿Y tú? ¿Sabes alguna expresión más con la palabra “ojo”? ¿Nos la cuentas?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *